Domingo , 20 Agosto 2017
BUENOS AIRES
    
Inicio ›› Destacada ›› Conquistá San Martín de los Andes en dos ruedas
San Martín de los Andes en dos ruedas

Conquistá San Martín de los Andes en dos ruedas

La ciudad andina presenta numerosas opciones para desandar sus caminos en bicicleta. Circuitos cortos y largos que pueden combinarse con algún trekking, en los que suele descubrirse intensamente, toda la belleza de este refugio de la Patagonia.

No sólo de esquí vive el turista. La naturaleza de San Martín de los Andes abre sus secretos a todo aquél que sepa conquistarla, y no quedan dudas que el esfuerzo que demanda pedalear cuesta arriba por serpenteantes caminos tiene su recompensa al poder llenar los pulmones de aire puro, escuchar el canto de las aves y detenerse a contemplar maravillados, el increíble paisaje cordillerano.

Uno de los circuitos más atractivos y clásicos de la zona, es la ruta de los Siete Lagos. La misma no demanda mucha exigencia física y puede hacerse en pocas horas con absoluta tranquilidad ya que en la actualidad se encuentra totalmente asfaltado.ma 3ç+

En la ruta de los Siete Lagos, que también forma parte de la Mítica Ruta 40, conviven en delicada armonía los lagos: Lacar, Machónico, Falkner, Villarino, Espejo, Correntoso y Nahuel Huapi, contenidos por los parques nacionales Lanín y Nahuel Huapi, que además resguardan arroyos, cascadas, valles y montañas, que se pueden observar desde más de una decena de miradores naturales, ubicados en distintos puntos estratégicos del camino.

En materia de salidas cortas, una buena opción es el Circuito Arrayán –antigua traza del camino de Siete Lagos-, que puede realizarse sin problemas durante el día. De dificultad semejante, el circuito de la Pampa de Trompul brinda la posibilidad de conocer la comunidad mapuche Curruhuinca. También se puede llegar en bicicleta a los balnearios de Catritre y Quila Quina, ambos sobre el lago Lácar y cerca de la ciudad de San Martín de los Andes.sma

Si uno busca un desafío mayor el camino el Cerro Chapelco es el indicado. Comenzando por la ruta de Siete Lagos, se pasa por los desvíos a las playas Catritre y Quila Quina, siempre en subida y por pavimento. El ascenso, sin pausas, continúa tres kilómetros más hasta el Mirador del Pil Pil, un lugar ideal para tomar un respiro disfrutando de una panorámica excepcional del valle del arroyo homónimo y los cerros circundantes. Un kilómetro más de ascenso lleva al empalme con la ruta provincial 19, de ripio, que lleva al centro de esquí el mejor lugar de información para conocer la habilitación y el estado de los caminos.