miércoles , 22 noviembre 2017
BUENOS AIRES
    
Inicio ›› Actualidad ›› El “glamour” fue protagonista en la gala del “Vino de Honor”. El multitudinario evento que ya lleva más de diez años en Tucumán, se realizó en la Estación Ferrocarril Mitre
El “glamour” fue protagonista en la gala del “Vino de Honor”. El multitudinario evento que ya lleva más de diez años en Tucumán, se realizó en la Estación Ferrocarril Mitre.

El “glamour” fue protagonista en la gala del “Vino de Honor”. El multitudinario evento que ya lleva más de diez años en Tucumán, se realizó en la Estación Ferrocarril Mitre

Los arcos de la Estación Ferrocarril Mitre, símbolo del progreso en nuestro país y actual escenario de numerosos eventos culturales, se adornaron en la noche de ayer al estilo vintage. El famoso reloj de la entrada se iluminó de una manera especial esperando la llegada de las 1.500 personas que asistieron a la gran gala organizada por Alejandra Toscano.

unnamed (2)El presidente del Ente Tucumán Turismo (ETT), Sebastian Giobellina, asistió a la gala y expresó su satisfacción por la edición enmarcada en la época colonia: “Es un evento social muy lindo, que ya va marcando el tono del Bicentenario. Este año celebrado en esta nave central de estilo inglés donde funciona el Ferrocarril de Tucumán, un edificio tan emblemático para la historia tucumana y argentina. Estamos contentos con el gran circuito de gastronomía expuesto, con vinos tucumanos, algo que estamos sosteniendo tanto desde el punto de vista productivo, junto al Instituto de Desarrollo Productivo (IDEP) que cumple 11 años, como el turístico, que crece día a día”.

Ornamentado con velas blancas, taburetes persas, almohadas de colores colocadas en el suelo, mesas larguísimas exponiendo vinos tucumanos, sillas altas y modernas, puede decirse que el eclecticismo colmó esta gala.

unnamed (5)Al toque lo dio, sin dudas, el vagón situado a un costado. Decorado con pequeñas mesas decoradas con flores y cuadros antiguos, entrar en él era como remontarse a la época colonial, teniendo en cuenta el marco de la edición Bicentenario del ya destacado evento. Al entrar al Expreso del Bicentenario, era entregada a cada persona una publicación especial de La Gaceta para esta ocasión.

“Vino de Honor” es un acontecimiento que comenzó hace más de diez años y reúne a más de 1.500 personas del ámbito político, empresarial, académico, social y artístico-cultural de Tucumán. Declarado de interés municipal, turístico y cultural por la Provincia de Tucumán, en su 11ª edición, se enmarcó en el Bicentenario de la Patria.

unnamed (3)Su principal objetivo es acrecentar los lazos solidarios en apoyo de instituciones benefactoras como el Hogar San Roque. El evento cuenta con la ayuda de numerosas empresas locales, que acompañan a la productora del evento, Alejandra Toscano, quien expresó: “Quiero destacar sobre todo al equipo de trabajo que me acompaña desde siempre. Pusimos muchísimo esfuerzo pero creo que valió la pena. Este Vino de Honor simplemente intenta unir a todos los tucumanos para que todos juntos podamos compartir un buen momento. Hoy, más que nunca y en los 200 años de nuestra Patria, espero que podamos refundar nuestra República con los verdaderos principios: confianza, libertad, respeto y educación, construyendo el país que merecemos”.

En el glamoroso evento, se hicieron presentes figuras de la política, del espectáculo, del ámbito turístico, culinario, vitivinícola y demás asistentes que quisieron compartir este momento.

El presidente de la Cámara de Turismo, Héctor Viñuales, indicó: “Para nosotros como Cámara de Turismo esto ya es un producto. Está realmente muy bien hecho y cada vez se hace mejor. Además, hacerlo en este lugar me recuerda a los mejores eventos que se hacen en Europa, donde se utilizan mucho las estaciones ferroviarias para óperas, musicales y ballets. Estamos en una posición privilegiada en lo que a espectáculos se refiere. En el marco del Bicentenario, es sin dudas el evento más numeroso que hemos tenido hasta ahora. Hay un compromiso desde la Federación Económica, el gobierno, el Ente Tucumán Turismo y numerosas entidades y empresas, sumado al profesionalismo de la organizadora que encontró el mejor modo de llevarlo a cabo”.

unnamed (6)Los vinos locales fueron protagonistas de este brindis de Honor por el aniversario de la Declaración de la Independencia en nuestra provincia. Roberto Carro, vicepresidente de la Cámara de de Bodegas y Viñedos del Tucumán, se mostró feliz por la participación, dentro de este evento, del vino tucumano: “Para nosotros es un orgullo que en esta fiesta del Bicentenario solamente se sirvan vinos tucumanos. Eso es lo que venimos bregando y luchando desde hace muchos años y hoy se ha logrado, gracias al esfuerzo y al trabajo de nuestras autoridades provinciales y fundamentalmente de Alejandra Toscano, quien aceptó nuestra propuesta”.

Una de las grandes figuras de la gastronomía que participó de este evento fue Dolli Irigoyen, quien expuso uno de los platos típicos más reconocidos: el locro. La afamada cocinera dijo: “En este año del Bicentenario, tan emblemático e importante para nuestro país, es maravilloso encontrar este gran salón con este “Vino de Honor”, donde se degustarán todas las exquisiteces que han preparado los cocineros locales con la cocina regional tucumana. En este caso hemos preparado un locro clásico tucumano”, finalizó.

El evento comenzó pasadas las 19 h, dando tiempo a todas las personas de servirse un pequeño refrigerio. Luego siguió con discursos por parte de Toscano, Pedro Omodeo, titular de la Federación Económica de Tucumán (FET), Federico Pinedo, Presidente Provisional del Senado de la Nación y la entrega de las Medallas del Bicentenario labradas por el prestigioso orfebre Juan Carlos Pallarols a empresas y entidades que apoyaron el evento.

Como broche de oro, se presentó un emotivo videomapping sobre una réplica escala 1:1 de la fachada de la Casa Histórica, a cargo de Visionar Estudio Audiovisual, retratando el camino de nuestra nación hacia la Independencia, que finalizó con el Himno Nacional Argentino. Este conmovedor final dio paso a uno de los momento más esperados por los invitados, el de poder probar todas las exquisiteces típicas que se expusieron a los costados de la vía de la emblemática estación de trenes.