Martes , 22 Agosto 2017
BUENOS AIRES
    
Inicio ›› Destacada ›› En Aerolíneas Argentinas, el crecimiento es cada vez más evidente.
Llegada de un nuevo B737/800

En Aerolíneas Argentinas, el crecimiento es cada vez más evidente.

Un informe del CEPA muestra a través de una serie de indicadores la evolución de la línea de bandera, que redujo su déficit y amplió sus operaciones muy por encima del promedio mundial.

Aerolíneas aporta a las arcas del Estado más de 600 millones de pesos anuales. Así lo informó un estudio realizado por el CENTRO DE ECONOMIA POLITICA ARGENTINA –CEPA-. Además, detalla que la oferta de Aerolíneas (asientos por kilómetro ofrecidos) creció un 36% entre 2008 y 2013, año en que creció un 19%, mientras la industria en el mundo alcanzó un 4.8% de expansión. La facturación paso de 1000 millones de usd en 2008 a mas de 2000 millones en 2013.
Infinidad de números, cifras y cuentas con resultados negativos se han publicado, en medios masivos de comunicación, en algunos medios especializados y desde distintos organismos desde que la aerolínea de bandera fue recuperada por el Estado en julio de 2008.

El Presidente del Grupo AR Mariano Recalde recibiendo el pasajeros 9 millones en Aeroparque.
El Presidente del Grupo AR Mariano Recalde recibiendo el pasajeros 9 millones en Aeroparque.

Pese a ello la realidad de Aerolíneas siguió el curso marcado por los planes quinquenales de negocios 2010-2014, 2014-2019. Desde ya que no dejaron de existir dificultades que en algunos casos incluyeron correcciones o ratificación de errores cometidos pero que no detuvieron el crecimiento actual, el mayor desde el regreso de la democracia en 1983.
Otro punto muy criticado sobre la operación de Aerolíneas Argentinas fue y es, el rol social que la misma cumple al garantizar la conectividad de todo el país. El estudio realizado por el CEPA prueba con números y sin metáforas epistolares como AR aporta a las arcas del Estado Nacional más de 600 millones de pesos anuales.
Por ultimo es de destacar como Aerolíneas al tributar en las provincias de todo el País también funciona como un engranaje económico federal al transferir recursos de la Nación a las Provincias.

Para comprender y conocer estos números compartimos el informe completo del CEPA. LEELOhttp://centrocepa.com.ar

Centro de Economía Política Argentina.
En agosto de 2008 el Congreso de la Nación votó la expropiación de Aerolíneas Argentinas por amplia mayoría que incluyó bancas oficialistas y opositoras. La Ley 26.466 preveía la asunción por parte del Estado de la gestión así como la instrumentación “de los mecanismos necesarios a los fines de cubrir las necesidades financieras” de la línea aérea.

El fin establecido en la ley fue “garantizar la continuidad y seguridad del servicio público de transporte aerocomercial de pasajeros, correo y carga; el mantenimiento de las fuentes laborales y el resguardo de los bienes” de Aerolíneas Argentinas.

Esta ley establecía además la elaboración de un “Plan General de negocios, estratégico y operativo de mediano y largo plazo” para ser presentado a la Comisión Bicameral. Cumpliendo con esta pauta, Aerolíneas Argentinas contrató los servicios de Oliver Wyman, reconocida consultora internacional, la cual elaboró un Plan de Negocios que contemplaba la decisión del Congreso Nacional de conservar las fuentes de trabajo (imposibilidad de realizar un típico ajuste) y planteaba, por lo tanto, la expansión de la operación a gran escala para licuar los costos fijos que poseía la línea aérea. Para ello, el gran desafío estaría centrado en la inversión: se diagramó un ambicioso plan de renovación y expansión de la flota (principal activo de una compañía aérea).

En Aerolíneas Argentinas, el crecimiento es cada vez más evidente.
En Aerolíneas Argentinas, el crecimiento es cada vez más evidente.

Si bien esta situación preveía el desembolso de importantes sumas de dinero para afrontar semejante proyecto, actualmente se debate la transferencia de recursos del Tesoro a Aerolíneas Argentinas, lamentablemente en la mayoría de los casos, sin previo análisis cuantitativo de las exposiciones que realizan dirigentes con aspiraciones electorales y ”expertos” invitados a los programas de radio y televisión.

A continuación se ofrece un análisis de la evolución de la gestión de Aerolíneas Argentinas a partir de 2008 tomando como fuente sólo los datos de público conocimiento, que están al alcance de cualquier persona: Balances de la compañía e informes de gestión presentados al Congreso de la Nación, todos ellos disponibles en la página web de Aerolíneas Argentinas y datos publicados en las páginas web de IATA (International Air Transport Asociation), OACI (Organización de Aviación Civil Internacional) y Banco Mundial.

Ante todo debe remarcarse una cuestión: no es correcto computar toda transferencia del Tesoro como una pérdida. Aerolíneas Argentinas ha pasado de operar con 26 aviones en 2008 -valuados en 326 millones de usd- a 58 aeronaves operativas a septiembre de 2013 –valuadas en 1.335 millones de usd- contando actualmente con 69 aviones operativos, sin mencionar otras tantas inversiones. Esta diferenciación de conceptos (inversión no es igual a pérdida), que parece subestimar al lector, no es una cuestión menor y lamentablemente no suele ser considerada por quienes gustan opinar sobre el tema. En los últimos años la empresa, ahora propiedad de los argentinos, ha experimentado un proceso de capitalización inverso al atravesado en la gestión privada.

La oferta de Aerolíneas Argentinas, medida en ASK (asientos por kilómetro ofrecidos), ha crecido 36% entre 2008 y 2013 -a una tasa anual acumulativa de 6%-, registrando en 2013 un incremento interanual de 19%. Para ese mismo año el crecimiento del conjunto de la industria aerocomercial en América Latina ha sido 4,7%, mientras que en América del Norte fue 2,3% y en Europa 3%. A nivel mundial el crecimiento registrado fue de 4.8%.

La demanda, medida en pasajeros transportados, ha reaccionado por encima del incremento de oferta: crecimiento de 59% para el período 2008 a 2013, a una tasa anual acumulativa de 9,7%. El conjunto de la industria a nivel mundial ha registrado un crecimiento de 37% para el mismo período, a una tasa anual acumulativa de 6,5%.

Antes de finalizar 2014 Aerolíneas Argentinas anunció haber alcanzado los 9 millones de pasajeros transportados. De esta forma, el crecimiento acumulado respecto a 2008 se ubicaría en al menos 71% (pasando de 5,3 a 9 millones de pasajeros en 6 años).

El crecimiento de la oferta medida en frecuencias es aún mayor (+83% entre 2008 y 2013) debido al no prorrateo por kilómetros combinado con una mayor vocación de la compañía por aumentar su oferta en el mercado doméstico, al cubrir todas las provincias del país con al menos un vuelo diario a cada una de ellas.

Sin embargo, restaría ver si estos abultados mejores resultados de Aerolíneas respecto al resto de la industria se vieron acompañados por una mayor eficiencia en la gestión. Esto es, verificar las cifras monetarias.

Los ingresos de la compañía, que en 2008 eran 1.099 millones de usd, superaron los 2.000 millones de usd en 2013 registrando un récord histórico para Aerolíneas Argentinas. El crecimiento de los ingresos (+82%) por encima del crecimiento de la demanda (+59%) en el período analizado indica que Aerolíneas Argentinas no sólo estaría vendiendo más, sino mejor (incremento del índice “yield”, que se utiliza en la industria para medir el ingreso por pasajero).

Al observar los balances se advierte que para el período 2008-2013 el Pasivo de la línea aérea medido en pesos se ha duplicado, mientras que el Activo se ha sextuplicado. Esta relación determinó que el Patrimonio Neto sobre Activo (ratio de cobertura del activo total por capitales propios), que en 2008 presentaba una brecha de -223%, haya pasado a ser sólo -15% al cierre de 2013 (fuerte tendencia al auto-sostenimiento).

Recalde recorriendo las obras del hangar 5 en Ezeiza.
Recalde recorriendo las obras del hangar 5 en Ezeiza.

El margen de utilidad de Aerolíneas Argentinas (utilidad Bruta / Ingresos por servicios) ha pasado de -8% en 2008 a +11% en 2013.

El déficit de la línea aérea ha pasado de 858,9 millones de usd en 2008 a 250,5 millones de usd en 2013 (última proyección presentada), lo cual representa una mejora de 71%. Debido al notable crecimiento de la facturación de la compañía de los últimos años, al analizar el déficit en relación a los ingresos la mejora es aún más significativa: -78% en 2008 vs -12% en 2013.

Como nota de color, la empresa ha anunciado recientemente que sus últimos cálculos indican que los aportes que Aerolíneas Argentinas realiza al Estado vía impuestos superan en más de 17% a las transferencias que recibe del Tesoro, resultando un aporte neto a las arcas del Estado de más de 600 millones de pesos.

Los números disponibles muestran la contundencia de los efectos de la planificación y de la inversión pública en la evolución de la línea aérea de bandera. Y, como agregado, las últimas estimaciones estarían demostrando que las transferencias que recibe Aerolíneas Argentinas son devueltas con creces. Todo esto sin considerar el efecto expansivo que genera en las economías regionales la oferta de una línea aérea.

Independientemente de los datos, la denostación de la gestión de la línea aérea suele esconder, tímidamente, ciertos paradigmas que la clase dirigente conservadora mantiene respecto del rol del Estado en la economía argentina.

Lo mínimo que deberíamos exigir es el sinceramiento en este sentido y la lectura y análisis de los números que están al alcance de todos los ciudadanos por parte de quienes pretenden gobernarnos.

Martín Fernández – CEPA (Centro de Economía Política Argentina)

Avión ploteado con los colores de Skyteam, la prestigiosa alianza internacional que integra la línea de bandera.
Avión ploteado con los colores de Skyteam, la prestigiosa alianza internacional que integra la línea de bandera.