Viernes , 18 Agosto 2017
BUENOS AIRES
    
Inicio ›› Actualidad ›› Impuestos a los viajeros, la manta corta de la recaudación fiscal en Argentina
Impuestos a los viajeros, la manta corta de la recaudación fiscal en Argentina.

Impuestos a los viajeros, la manta corta de la recaudación fiscal en Argentina

La compensación por la devolución del IVA a los extranjeros que anunciaron las autoridades del Gobierno del presidente Mauricio Macri, la pagarán los argentinos que viajen a fuera del país, ya que a partir de 2017 el Gobierno argentino aumentaría un 28.5% el impuesto al precio de los pasajes (aéreos, marítimos y fluviales) al exterior.

Según trascendió, el año próximo se incrementará el impuesto DNT, que pagan los argentinos que viajan al exterior, del 5 al 7%. El aumento propuesto por el Gobierno fue incluído en la Ley de Presupuesto de la Adeministración Nacional 2017.

macri-turismo-iva
Presidente Macri y el anuncio de la devolución del IVA al turista extranjero en el Día Mundial del Turismo.

Hasta el momento, lo recaudado en concepto de DNT (un 5% por cada pasaje) está destinado al presupuesto del Ministerio de Turismo. Sin embargo, el 2% adicional que se pretende cobrar para 2017 ingresará en forma directa como aportes del Tesoro Nacional en concepto de Rentas Generales.

De ese modo, el Gobierno recuperaría los fondos necesarios que dejará de percibir por la devolución del IVA al turista extranjero anunciado en el Día Mundial del Turismo. De acuerdo con los cálculos que hicieron desde Economía, se conseguiría así una suma equivalente al costo fiscal que implicará para el Estado dejar de percibir el IVA que hasta ahora se cobra a los extranjeros. Esta ley de devolución del IVA al turismo extranjero que fue recientemente reglamentada, había sido aprobada 15 años atrás.

Como se sabe, la Afip cuenta con dos meses para dictar el esquema operativo de la devolución del IVA al turista extranjero. El objetivo de dar de baja este impuesto a los turistas que llegan de otros países, había explicado el Ministro de Turismo, Gustavo Santos, era mejorar la competitividad turística nacional frente a otros países de la región.

También había dicho que se buscaría compensar los 600 millones de pesos que dejaría de percibir el fisco con los 1.400 millones que entrarían por gasto turístico gracias al aporte de los nuevos 120.000 turistas que llegarían al país (en condiciones económicas más favorables que las actuales).