Miércoles , 16 Agosto 2017
BUENOS AIRES
    
Inicio ›› Novedades ›› ISO 9001:2015, un nuevo concepto del sistema de calidad
ISO 9001:2015, un nuevo concepto del sistema de calidad

ISO 9001:2015, un nuevo concepto del sistema de calidad

Un estándar más preciso y cercano a las nuevas políticas de calidad.

La gestión de la calidad no es un elemento rígido, sino que necesita renovarse constantemente para poder satisfacer las nuevas necesidades de las empresas y de sus clientes. La nueva norma ISO 9001, publicada en septiembre y denominada ISO 9001:2015, tiene como principal cometido la mejora de los niveles de satisfacción de los clientes. Con este fin, presenta novedades en el enfoque, la estructura y el lenguaje.

Tras ochos años de vigencia, el texto actual del estándar incorpora una mayor precisión en algunos conceptos y la inclusión de elementos que favorezcan:

La implementación de políticas de calidad con un enfoque en la gestión de riesgos y la prevención.
Las políticas proactivas que permitan estar atentos a las nuevas necesidades de los clientes y satisfacerlas antes que la competencia.

3.1.01-ISO9001-evolution-EN-1024x417Un nuevo enfoque
El enfoque de la nueva norma ISO 9001:2015 se basa en la gestión del riesgos, el Sistema de Gestión de calidad (SGC) y la estructura funcional de la empresa, poniéndose especial énfasis en la interconexión y las relaciones existentes entre estos tres elementos.

El análisis de riesgos, con una vocación preventiva, pasa a tener una importancia capital en la filosofía de esta norma. Se pone el acento, por lo tanto, en la necesidad de identificar los riesgos para poder eliminarlos o minimizar sus consecuencias a través, principalmente, de la puesta en marcha de procesos de mejora continua del sistema.

[Tweet “En la versión del 2015 de la norma ISO 9001 desaparece el concepto de “Acción Preventiva”.]

Pero esto no significa que la prevención pierda importancia sino todo lo contrario, lo que se hace es trasladar al propio sistema de calidad la definición y ejecución de las acciones preventivas, con el fin de ganar en eficacia y rapidez.

La integración con otras normas
La nueva versión de ISO 9001 promueve una mejor integración del estándar con otras normativas similares, lo que se sitúa en línea con el nuevo concepto de calidad, mucho más amplio e integrado con otros elementos corporativos como: la Gestión de los Riesgos, la Responsabilidad Social o la Gestión Medioambiental.

El contexto de organización
La estructura de la nueva norma implica algunos cambios respecto a la anterior, ya que incorpora la denominada Estructura de Alto Nivel para las normas ISO. Uno de estos cambios es la inclusión del apartado “Contexto de la organización” (punto 4º), en el cual se pone el acento en la importancia e influencia en la empresa del entorno social y económico, subrayando que es muy importante tenerlo muy en cuenta y realizar un análisis exhaustivo del mismo.

En dicho análisis de deben contemplar los puntos fuertes y las amenazas, tanto a nivel interno de la propia como empresa como externo: coyuntura económica, situaciones de crisis, fluctuaciones del mercado, etc.

La pérdida de protagonismo de la Dirección
El rol de la Alta Dirección de las organizaciones pierde relevancia, siendo sustituido por la implicación de aquellos profesionales de la empresa a los que se les otorga un papel de “Liderazgo” (apartado 5 de la nueva estructura).

Un nuevo lenguaje
Por otro lado, la nueva versión de la norma la hace más comprensible, gracias a un lenguaje que puede ser entendido por cualquier usuario, aunque no tenga una preparación técnica previa.

Fuente: ISOTools