martes , 24 noviembre 2020
Home ›› Novedades ›› Turismo aventura y naturaleza en Argentina: El desafío.
Turismo aventura y naturaleza en Argentina: El desafío.

Turismo aventura y naturaleza en Argentina: El desafío.

Por Carlos Pelli: Fundador y Directo de Wilderness Patagonia – Travel Company | Presidente de la Asociación Argentina de Ecoturismo y Turismo Aventura.

Estamos listos, los viajes de turismo aventura, de naturaleza, de cercanía, estamos listos para hacer un fuerte regreso.

Luego de dos semanas preparando este post, llamando y hablando con prestadores, operadores y guías de distintas partes del país, y de países de Latinoamérica y Europa, también con agentes de viajes especializados y con altos directivos de empresas aerocomerciales; queda claro que estamos listos, según los expertos; muchos de ellos veteranos de esta industria y que, con total certeza, tienen mi completa confianza y confidencialidad. El mundo ha cambiado y nosotros con él.

Si hay algo en lo que los expertos en viajes con los que he hablado están de acuerdo, es que el futuro de los viajes de aventura y naturaleza es muy auspicioso, a pesar de los desafíos sin precedentes presentados por la pandemia global del COVID-19. Me gusta hablar en primera persona, esté equivocado o en lo cierto, así que algo puedo decirles con total convicción: «No hay nada en mis 25 años en el negocio de viajes de aventura y naturaleza que se parezca a lo que vivimos con el Coronavirus | COVID-19». También puedo decirles que con varias devaluaciones encima, la crisis del 2001, el 11S, la gripe aviar, la gripe porcina, el colapso financiero en el 2008, los volcanes en Patagonia en el 2011 y 2015, y otros; he aprendido y se nos ha enseñado algo: adaptarse con rapidez es vital para sobrevivir y salir de esta tormenta mucho más fuertes, más resistentes.

Los próximos viajes presentan un gran desafío por delante, son el primer paso post pandémico; y es adonde pondremos a prueba la confianza en los sistemas (sanitario, comercial, turístico, de seguridad, y de confianza entre pares). En este escenario, los viajes de aventura y naturaleza tienen amplias ventajas ya que desde siempre tendemos a viajar en grupos muy pequeños, lejos de urbes tumultosas, vamos a destinos no masivos y nos movemos en espacios abiertos, desde siempre (no, no es un error, lo cierro igual para remarcarlo). Los invito aquí, es más, los desafío a buscar en los sondeos realizados en los últimos dos meses, tanto en Europa como en América del Norte, para saber cuáles son los destinos que los viajeros piensan activar primero. Por favor, no caer en la tentación básica del deseo reprimido del empresario turístico; busquen la información desde la óptica de la demanda, no desde nuestra necesidad como oferta.

Hoy espero con ansias para saber si aprendimos, si tomamos conciencia; o para ver si volveremos a ver esas fotos de destinos abarrotados y con gente restregándose para subir a una estatua para hacerse una foto.

¿Qué podemos esperar de los próximos meses mientras esperamos que se levanten las barreras y restricciones para retomar los viajes en nuestro país y en la región?

Los empresarios, los funcionarios y los periodistas (si, toda esta fauna junta en el mismo ecosistema); reconocen que es imposible estar seguros de algo mientras experimentamos con la “nueva normalidad”, y señalan que si se produce una segunda oleada de COVID-19, seguirán produciéndose retrocesos marcados en los viaje. Sobre todo, teniendo en cuenta el complejo multiescenario al que nos enfrentamos que incluye, pero no se limita, a que las economías y las fronteras se reabran, la adaptación y nueva operación bajo protocolos de las empresas, el trabajo coordinado entre países y aerolíneas para brindar pruebas rápidas de COVID-19 y, en última instancia, cuándo se encuentre y se pueda comenzar a inmunizar a la población con una vacuna.

Con la mayoría de los expertos con los que he hablado, hemos coincidido en que, al igual que las provincias, estados, regiones y países que están practicando reaperturas por etapas, los viajes probablemente reflejarán ese proceso. Parece un mantra, pero es así, inicialmente con más excursiones cerca de casa, viajes y turismo de cercanía, campamentos y viajes por ruta (a la vieja usanza), luego los viajes aéreos nacionales, después los regionales y finalmente los viajes internacionales. La señal que esperamos en el sector es la apertura de los parques nacionales para luego ver el resto de áreas protegidas y amplios espacios naturales comienzan a reabrir.

Con buen tino, muchos de los contactados me han comentado que sus clientes han optado por posponer los viajes, reprogramándolos, en lugar de cancelarlos, lo que indica que una vez que sea seguro volver a las rutas, lo harán. No es magia, es contacto cercano, profesional, personalizado, de calidad; que se refleja en la devolución de gentileza por parte de los viajeros. En nuestro caso, estos aplazamientos han ayudado a algunos proveedores a mantenerse a flote durante esta gran tormenta. Los operadores comenzamos a ver un aumento en las nuevas reservas para el futuro.

Quiero comunicarles algo muy claramente: el momento, la oportunidad, es ahora. Como escribía un colega hace una semana, el día después fue antes de ayer. Detuvimos el sistema, lo estamos reiniciando, tenemos la oportunidad de recomenzar correctamente con un sistema de viajes de mayor calidad, valor agregado y mucho más sostenibles. Claramente, esto no será gratis, en el camino han quedado y van a quedar muchas empresas, grandes y pequeñas, nacionales y extranjeras, el COVID-19, a diferencia de algunos grupos sociales/raciales, no discriminó.

Nuestro sector ha adoptado los protocolos de salud y seguridad con una naturalidad increíble. Por qué? Porque somos duros, ágiles y de rápida recuperación. Si, lo anterior es cierto; pero además, trabajamos con protocolos durante todos nuestros servicios, por ello su adopción es natural. Estudiar los nuevos protocolos, adaptarlos, implementarlos y comenzar a producir es más simple para nosotros que para estructuras empresarias con sistemas más tradicionalistas donde se ciernen a pensamientos de ladrillo como: “A mi no me va a explicar lo que es calidad un señor que anda a caballo”; no, no, para nada. Estimado colega, a Ud. le va a explicar eso el huésped que le deje un comentario lapidario en las redes sociales.

Para nosotros, empresas pequeñas y ágiles, llegó el momento de crecer y tomar la posta para apuntalar a los grandes conglomerados que ven amenazadas su subsistencia en el corto plazo. Y, si no se adaptan, y rápido a la nueva normalidad, serán estas, tomando las palabras del gigante García Márquez, las crónicas de una muerte anunciada.

Es principio de semana, mejor hablemos y leamos cosas más agradables, sino queda todo bajo una sombra que asusta.

Los viajes de aventura y naturaleza serán los primeros en regresar y nos pone felices. Los viajeros de aventura son “por naturaleza” más animados, más propensos y más dispuestos a hacer los sacrificios necesarios para experimentar regiones y experiencias fuera de lo habitual, lo extraordinario. Puedo decirles en primera persona que las reservas de Wilderness Patagonia reflejan un incremento de pedido de destinos remotos, con un mayor interés en programas en privado, para grupos pequeños y familias. En esta etapa, los treks, los programas en kayak y las travesías en vehículos en estilo safari, lideran las nuevas demandas. Claramente esto representa un desafío para el sector público, demasiado acostumbrado a salir a cazar en el zoológico, y que hoy tendrá que estructurar legislación, sistemas ágiles de habilitación y de auditoria previa e inspección posterior, para asegurar que todos juegan con las reglas generales. Si dejan pasar algo, el sector se los reclamará y el viajero se lo pondrá en claro a través de todos los medios disponibles.

Puertas adentro, hablando de la República Argentina, la primera oleada será un regreso a los viajes locales y nacionales, con énfasis lo que tengamos naturalmente cerca y que podamos llegar en un lapso de no más de 4 o 5 hs por ruta. Todos los especialistas con los que hablé denotaron una franca preocupación ya que muchos de los centros emisores no tienen una oferta consolidada y madura en las cercanías, como estos centros emisivos remiten viajeros a destinos de larga distancia, generalmente en avión, se quedaron en el tiempo en oferta, adecuación de infraestructura y planta turística y actualización tecnológica. Además, la revalorización espontánea generará una catarata de quejas por parte de un excursionista que viajará por el día a un lugar de cercanía, en muchos casos sin mucha preparación, y buscará el nivel de servicios de un gran centro turístico – receptivo. Mala combinación de altas expectativas y baja preparación. Lamentablemente, no depende de la voluntad del empresariado o del sector público por separado, muy al estilo de la vieja normalidad; ahora, o remontamos esta cuesta juntos o vamos todos para abajo juntos. La nueva normalidad no cambia las reglas del juego, cambia el juego completa y definitivamente. Vamos a marcar aquí un secreto a voces, la falta de planificación turística a largo plazo, el seguimiento trascendente a una administración puntual y los objetivos a largo plazo seguidos por consorcios público-privados.

Ahora, cambiamos el lado del escritorio, vamos con los viajeros.

Los viajeros tendrán que estar al tanto de las noticias y seguir las precauciones de salud nacionales y locales. Hablamos de un viajero hiperinformado e hiperconectado, que ha sido bombardeado con información sobre el COVID-19, macreoeconomía, management de compañías turísticas, logística, geopolítica y demás. Qué tiene que ver esto? Lo vamos a ver más adelante.

Cuando pasemos a la fase 2, la de los viajes interprovinciales, los vuelos cortos y los viajes regionales, este nuevo viajero tendrá algunas características únicas.

Se han disparado las consultas en rentadoras de vehículos sobre camionetas y vans, ya que muchas familias optarán por el modelo fly & drive como primera medida. También comienzan a florecer alquileres de vehículos fuera del sistema que, a diferencia de las rentadoras no tienen sistemas de mantenimiento, protocolos de limpieza y seguridad en ruta estandarizados. Estimados, hagan sus apuestas.

El camping volverá a estar en auge. Qué más podemos pedir que estar solos en un lugar increíble, naturaleza, aire fresco y nadie alrededor? Acampar se posiciona en los primeros puestos de las escapadas después de las restricciones de bloqueo.

He leído encuestas serias (dejo a su criterio esto último) donde se plantea que la pandemia ha disparado los pedidos de información de campings y sus medidas de seguridad y limpieza. En Argentina comenzó a trabajarse la promoción del “caravan self drive”, o viajar manejando tu casa rodante, en criollo. Surgiendo la búsqueda de que campamentos tienen estructura sanitaria para la descarga de aguas negras y aguas grises… Siendo pocos o nulos aquellos que realmente tienen en proyecto una planta de tratamiento de estos residuos.

Por otra parte, se comienza a visualizar una nueva clase de campistas, ya que hay una inmensa cantidad de personas que no han salido a acampar nunca pero ahora están buscando en portales de internet compra de equipos de campamento. Estos nuevos campistas también planean aventurarse de manera responsable: el 70 por ciento dijo que planea acampar cerca de su casa, y el 68 por ciento está dispuesto a viajar a lugares menos populares para evitar el hacinamiento.

Otro punto crítico a tener en cuenta es que los campamentos y los viajes por ruta también son más viables cuando muchos de nosotros lidiamos con la incertidumbre financiera. La industria de viajes en su conjunto tendrá que tener en cuenta que en los próximos meses es que muchas personas han perdido sus empleos o tuvieron que aceptar recortes salariales durante este tiempo, por lo que los viajes lejanos pueden no ser factibles.

Fase 2 avanzada: comenzaremos a volar de nuevo.

Luego vendrán los viajes aéreos nacionales, con aventureros que buscan destinos de naturaleza fuera de la red para viajes “de bricolaje” y de los pequeños grupos organizados. Las actividades operadas, prestadas y guiadas por profesionales brindan una oportunidad única para disfrutar de una aventura sin asumir parte del riesgo que conlleva la organización hogareña independientes. Con casi 3000 prestadores identificados y muchos más en la informalidad, claramente el estado deberá encarar una férrea y rápida adecuación de sus sistemas de fiscalización ya que se enfrenta a la “sabana corta” de fomentar que se sostengan las economías regionales tratando de evitar de que gente con acceso a marketing y poco servicio ofrezca cosas que luego el estado deberá garantiza. Si, hablo de la seguridad jurídica y del acceso a la salud, cosa que como es lógica, ninguna aseguradora cubrirá un siniestro de un prestador no habilitado; lo hará el estado y lo haremos todos.

En cuanto a los viajes internacionales, los proveedores están notando una tendencia de programación entre los viajeros a partir del 2do trimestre de 2021: “notamos un período de reserva más largo de lo que estamos acostumbrados a ver”, me comentaba un colega Mendocino. Claramente, la próxima navidad será distinta, y habrá un pico en la lista de deseos con los viajes a la cabeza. Los empresarios de turismo aventura y naturaleza tenemos claro que es un excelente momento para marcar calendarios y reorganizar aquellas aventuras de difícil acceso o que requieren de la gestión de un permiso especial con mucho tiempo de anticipación. También es un gran momento para acceder a ofertas increíbles en vuelos, pero con cuidado. NO hay que abalanzarse sobre cualquier oferta, asegúrense de leer detenidamente los términos de la política de cambio y cancelación de la aerolínea y de buscar un seguro de viaje de cancelación por cualquier motivo.

Los viajeros querrán pasar tiempo de calidad con amigos y familiares, eso es un hecho.

Con tanta gente obligada a separarse de amigos y familiares, es lógico que los viajeros quieren recuperar el tiempo perdido con sus seres queridos a través de experiencias significativas. Los viajes familiares multigeneracionales serán una opción popular después del bloqueo. Algo hemos aprendido muy rápido en la era de la pandemia en la que vivimos y es a identificar rápidamente que es importante en nuestras vidas y cuán frágil puede ser la vida misma. En este escenario, la reconexión se ha convertido en una gran parte de nuestra causa, y qué mejor manera que celebrar la vida que viajando con todos nuestros seres queridos a lugares naturales abiertos, seguros y salvajes. Y muchos de estos viajes van a requerir una organización profesional.

El rol del agentes de viajes especializado y de proveedores de servicios certificados con mayor frecuencia.

Cuando miles de pasajeros se quedaron varados en el extranjero debido a que los bloqueos y cerraron rápidos en las fronteras internacionales, aquellos que tenían un agente de viajes o un proveedor confiable en el que apoyarse tuvieron mucho fáciles las cosas para volver a casa que aquellos que no lo hicieron, ya sea por precio, por rebeldía o por el simple hecho de hacerlo a su manera.

En mi caso particular, como operador y agente receptivo trabajé codo a codo como mis clientes internacionales para garantizar rápidos desplazamientos de pasajeros a aeropuertos internacionales para que los ciudadanos extranjeros pudiesen volver a sus hogares. En paralelo, brindamos apoyo y asesoramiento a otros colegas y a los socios de la Asociación Argentina de Ecoturismo y Turismo Aventura | AAETAV.

Caer en el facilismo de la fórmula “te lo dije” no va conmigo. No obstante, he retomado charlas sin egos con operadores que muchos tiempo atrás, denostaban el asociativismo. Claramente, eliminar personal y poner audios contestando preguntas frecuentes es un gran modelo de negocios, muy rentable. Lamentablemente no alcanzaron las horas para grabar más audios ante la lluvia de llamados desesperados de viejos varados a las empresas de reservas en línea y en ves de eso, el resto de los operadores nos pusimos el problema al hombro ayudando a repatriar viajeros.

El panorama de los viajes será muy diferente por un tiempo no definido aún, y la información encontrada a través de fuentes en línea en foros y otros lugares puede estar desactualizada, un agente de viajes o proveedor de servicios locales tendrá información más precisa sobre el acceso a salud, proveedores confiables, lugares factibles de visitar y donde se evitarán congestionamientos o cuellos de botella o multitudes.

Los operadores y prestadores de turismo aventura y de naturaleza, y las agencias de viajes deberán repensar completamente su enfoque de salud y seguridad.

Los operadores y prestadores de viajes de aventura y naturaleza utilizamos nuestro tiempo de cuarentena para renovar y adecuar protocolos. Por ejemplo, en Wilderness Patagonia, mejoramos la capacitación en seguridad para los guías y tour leaders adaptando protocolos de primera respuesta en emergencias a la nueva realidad, y para comenzar a trabajar protocolos comunes con otros proveedores. También se trabajó todo le pack de información para agentes de viajes y para los clientes, readecuando las autorizaciones, las asunciones de riesgos, las condiciones generales y particulares y se adquirió nuevo material y equipo de cara a la temporada 2020 – 2021.

Viajar cambiará para mejor.

En resumen, viajar cambiará para mejor. Todos los contactados acordaron que viajar en el futuro requerirá preparación y se buscarán experiencias significativas, responsabilidad, cuidado del ambiente y los momentos que unen a las personas para aprender. Algo dejo claro esta pandemia y es que muchas personas anhelan algo real y duradero.

Voy a tener que pagar más por servicios de turismo aventura y de naturaleza?

Interesante pregunta. Caro o barato son términos muy relativos en nuestro sector, caro es algo por lo que se paga y no lo vale; el servicio puede ser más o menos costoso, es muy diferente. Muchas empresas ya están analizando cómo pueden reestructurarse de manera sostenible y seguras. Este proceso de reingeniería demanda recursos humanos, de tiempo y dinerarios. Cada empresa tiene su propio modelo de negocios y de estructura de precios, pero algo es claro, si el precio está debajo de la media, revisen que están haciendo mal.

Nuestra misión es simple y detalla el enfoque de la compañía, todo lo que hacemos es para mejorar la vida de nuestros huéspedes brindándoles experiencias de viaje únicas, con una conexión profunda con la naturaleza y las personas, a través de un servicio cercano y personalizado mientras generamos riqueza y desarrollo regional conservando y protegiendo a la Patagonia y al planeta. En momentos como este, donde ha quedado claro que todos estamos conectados, viajar nos brinda la oportunidad de practicar la empatía.

Viajar ofrece algo que no podemos tomar en un curso online o armar con un kit en casa, hay que salir. La pasión por la aventura y el descubrimiento no desaparece ni se aplana con el tiempo. Es un deseo básico, es el hormigueo que genera la curiosidad de descubrir nuevas costumbres o culturas, y cuando se levanten los bloqueos volveremos a la ruta, ya que buscaremos eso que anhelamos en la cuarentena: aire fresco, lugares nuevos o destinos conocidos con un enfoque completamente nuevo, comer y charlar con personas que acabamos de conocer, y la magia de ver que las cosas pasan.