miércoles , 21 febrero 2024
Home ›› +CULTURA ›› Las manos catamarqueñas, protagonistas de la Feria Artesanal.
Las manos catamarqueñas, protagonistas de la Feria Artesanal.

Las manos catamarqueñas, protagonistas de la Feria Artesanal.

Más que tejidos de lana de llama, cestería simbol, orfebrería con piedra rodocrosita, cuencos de cerámica, madera y marroquinería de cuero. Las técnicas y la historia de los creadores de las artesanías son las protagonistas de la feria artesanal Manos Catamarqueñas, que se realiza desde el jueves y hasta hoy a la medianoche en el Predio Ferial. Es que los visitantes no solo compran piezas únicas, no hay una obra que sea igual a la otra, quieren y necesitan saber lo que las hace especiales.

Desde que comenzó la muestra artesanal, organizada por la Dirección Provincial de Artesanías del Ministerio de Cultura, Turismo y Deporte como propuesta para Semana Santa, el público conversó con los artesanos, además de disfrutar de los espectáculos en vivo y del espacio gastronómico.

“Me preguntan desde cuándo me dedico a esto y les cuento que de toda la vida, entonces quieren saber más y ya comienzan a preguntar cómo es el proceso y entonces le mostramos la piedra rustica. Les cuento que la rodocrosita es una piedra preciosa muy especial, porque ninguna es igual, y cuando la veo, recién ahí es cuando decido qué voy a hacer”, cuenta Jorge Ramos, oriundo de Andalgalá.

Solano Condori, oriundo de Santa María, hace cestos de simbol mientras charla con los visitantes. Comentó que “vinieron por acá turistas de Mendoza, Entre Ríos, San Luís y muchos de Córdoba”. “Me preguntan cómo aprendí y les cuento que desde los ocho años que hago esto. A todos les llama la atención que es fácil montar el tallercito, traer la materia prima y que les cuente que para hacer los círculos demoré un solo día. Se llevaron círculos decorativos que pueden ir en la pared o usarse como alfombras, hice uno grande que tenía varios motivos y ya lo vendí”, relató.

Irene, del emprendimiento Mujeres Rurales de Huillapima, les cuenta a los visitantes que son 18 mujeres que trabajan con los cueros que utilizan para la marroquinería y para las monturas de los caballos. “Tenemos la curtiembre en Huillapima y trabajamos con cuero orgánico vegetal, solamente usamos cal, agua, tanino y muchas ganas. Y ahora estamos a pleno trabajando con el cuero de llama para traer en julio a la Fiesta del Poncho, es un proceso que lleva 90 días y con el que además de marroquinería hacemos prendas, como chalecos”, comentó.

La feria además de las artesanías, exhibe objetos de diseño y manualidades. También, los infaltables productos regionales como las nueces confitadas, los alfajores de turrón, los dulces zapallo, cayote, y mil delicias más. En la parte externa del Predio, los visitantes pueden degustar comidas típicas cocinadas al fuego.